fbpx

¿Deberías medir el índice de morosidad?

indice-morosidad

La morosidad es la gran enemiga de las pequeñas y medianas empresas. Por esa razón, es importante seguir este porcentaje clave por medio del índice de morosidad. De esta forma, es posible llevar a cabo una estrategia de cobranzas enfocada en regularizar la situación de los clientes morosos.

En este artículo te vamos a mostrar la importancia de medir el índice de morosidad. Además de algunas claves sobre el proceso.

¿Qué es el índice de morosidad?

El índice de morosidad es un indicador que mide el volumen de operaciones que se consideran como morosas. Es reconocido, principalmente, dentro del mundo de los bancos y los prestamistas. Se encarga de medir la cantidad de pagos que se han convertido en deuda para poder determinar el riesgo en el cual se encuentra un negocio.

¿Cómo se calcula el índice de morosidad?

Por lo general, se mide dividiendo el valor de las deudas de más de 90 días con el valor del monto adeudado total. Este resultado brinda un panorama aproximado de la salud del flujo de caja de cualquier tipo de entidad.

Tipos de riesgos

El índice de morosidad permite analizar el riesgo al que una institución se expone. Se lo suele dividir en tres categorías:

  • Sub-riesgo: dentro de esta categoría se consideran a las operaciones que tienen el potencial de convertirse en pérdidas.
  • Normal: el riesgo normal describe a las transacciones que tienen un gran potencial de ser saldadas sin conflictos dentro de los límites temporales establecidos.
  • Dudoso: las operaciones dudosas son aquellas que poseen un retraso superior a los 90 días desde su vencimiento.
  • Fallido: las operaciones fallidas son aquellas en las que no es posible recuperar los fondos a menos que se lleve a cabo una acción judicial. Estas son, sin dudas, las más riesgosas ya que pueden conducir a una pérdida financiera directa.

Indicadores de morosidad para considerar

Los distintos indicadores relacionados con la morosidad pueden ayudarte a tomar mejores decisiones en tu negocio. Permiten analizar en el corto y largo plazo la evolución de uno de los aspectos clave de un negocio: el índice de morosidad. Además permiten obtener un pantallazo general de cómo el negocio se relaciona con los clientes para intentar solucionar cada situación en particular.

Los principales indicadores miden el plazo promedio de los cobros, la antigüedad de las deudas y la cantidad de deudas vencidas.

Plazo promedio de los cobros

El plazo promedio de los cobros es, básicamente, el tiempo que demoran tus clientes en pagar desde que se emite la factura. Es el principal indicador para seguir. Está relacionado directamente con el éxito o el fracaso de un plan de cobros. Es recomendable, más que nada, para aquellos negocios que tengan un modelo de suscripción como los colegios, los gimnasios, los clubes de barrio y más.

Antigüedad de las deudas

Es importante medir los días que transcurrieron desde que se emitieron las facturas y se realizó el pago. De esta forma se puede conocer el promedio de antigüedad de las deudas de todos los clientes. Los negocios con una buena gestión suelen tener una antigüedad promedio inferior al plazo que otorgan para pagar las facturas a sus clientes.

Porcentaje deuda vencida

El porcentaje de deuda mide, como su nombre lo indica, la cantidad de deuda vencida en relación con la cantidad de los clientes de un negocio. Permite analizar las áreas a mejorar. Se debe intentar alcanzar un porcentaje en torno al 5% y, en el caso que supere al 10%, es necesario tomar acción rápidamente para que el problema no continúe expandiéndose.

Seguimiento de clientes gestionados

Además de medir el porcentaje de deuda existente, se debe tener conocimiento sobre el porcentaje de esta deuda que ha sido gestionada. Para obtener este indicador se necesita mantener un registro de cada gestión realizada con los clientes.

Lo ideal es mantenerlo por encima del 70% para asegurar que el dinero sea recaudado lo antes posible. También es una buena idea segmentar para gestionar a los clientes que mayor deuda acumulan.

Conclusiones índice de morosidad

Medir el índice de morosidad te brinda información clave sobre la situación financiera de tu institución o proyecto. Si tienes información actualizada sobre el flujo de caja, podrás calcular el dinero que tendrás en el futuro para inversiones.

Automatizar los cobros mediante un sistema como el que ofrece CobroMix, te permite, por un lado, dejar de preocuparte por las cuotas impagas y, por el otro, llevar un control más certero de la morosidad. Las herramientas activas para el seguimiento de deudas son clave para el crecimiento de cualquier tipo de institución.

Si tienes alguna duda con el funcionamiento de la plataforma, no dudes en ponerte en contacto con nuestro equipo.

Submit your response

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *


This will close in 0 seconds